¿Cómo acompañar la sexualidad desde casa?

Colegio Alcaravanes Facebook Colegio Alcaravanes Instagram

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), la sexualidad humana se define como: “Un aspecto central del ser humano, presente a lo largo de su vida. Abarca el sexo, las identidades y los papeles de género, el erotismo, el placer, la intimidad, la reproducción y la orientación sexual. Se vivencia y se expresa a través de pensamientos, fantasías, deseos, creencias, actitudes, valores, conductas, prácticas, papeles y relaciones interpersonales”

¿Cuál es el acompañamiento de las instituciones educativas en la sexualidad?

Como se muestra anteriormente la sexualidad humana abarca diferentes conceptos y su comprensión en los niños, niñas y adolescentes dependiendo del ciclo vital en el que se encuentren. Desde las instituciones educativas se busca acompañar y orientar entorno a las preguntas que surgen sobre esta temática buscando relaciones sanas y responsables.

Si bien la institución brinda una información al respecto, es fundamental que los padres y cuidadores no teman hablarles a sus hijos sobre sexualidad; ellos están empezando a vivir y tienen dudas acerca de lo que escuchan, de lo que están experimentando y de lo que reciben de los medios de comunicación.

sexualidad desde casa

Es importante asegurarles la posibilidad de que pregunten, de que les puedan pedir información sin ningún temor a que serán evadidos o juzgados. Las respuestas deben ser claras, precisas y concisas; así mismo se debe dejar siempre abierta la posibilidad para que entre padres e hijos haya diálogos similares a futuro.

Bandura, (1982) menciona el rol que juegan los procesos como la imitación o la identificación en el desarrollo de la identidad, los roles de género y la influencia que tiene el aprendizaje sexual de los individuos, algunos patrones de conducta sexual que ellos observan repetidamente, como en el cine u otros medios de comunicación desinforman y construyen significados salidos de contexto.

El rol de los padres y cuidadores

Es necesario que los padres generen estrategias para un adecuado uso del internet, utilizando la virtualidad prudentemente y obteniendo información favorecedora y verídica. Al tener el conocimiento de las redes sociales podrán hacer uso de esta de una forma educativa y no solo recreativa; proporcionándoles acompañamiento y generando estrategias preventivas que eviten situaciones de riesgo como el sexting, el grooming u otros comportamientos de peligro en las redes sociales.

Es necesario incentivar ambientes de comunicación; en donde los jóvenes hablen de sexualidad sin tapujos y las opiniones de los padres y cuidadores también tengan una posición similar.

John Gagnon (1980), plantea que las personas básicamente obtienen instrucciones del ambiente social. Se adquieren y se reúnen significados, destrezas y valores de las personas que nos rodean. La conducta sexual se aprende en las mismas formas y mediante idénticos procesos.

En referencia al anterior autor debido a que el círculo social influye tanto en el comportamiento; el referente paterno y materno tiene gran importancia, es necesario que quienes acompañan a los jóvenes tenga unas nociones claras en relación con la sexualidad y como acompañarla.

¿Cómo acompañar la sexualidad en niños?

En el caso de los niños, es importante hablar del cuidado de su cuerpo, de lo público y lo privado, del espacio personal, de respetarse y respetar a otros, del límite y de la posibilidad de decir NO. También es necesario construir herramientas con ellos que les permitan evitar situaciones de riesgo y vulneración física o emocional, dejando claro la red de apoyo a quien puedan acudir en caso de que esto suceda, es decir, clarificar la ruta de atención en casa, colegio e incluso en lo social. Si estos límites se sobrepasan el niño debe tener la confianza de acudir de inmediato a sus padres, cuidadores o figuras significativas.

Con referencia a los adolescentes, el diálogo siempre debe estar abierto y la temática debe ir más allá del “no lo hagas” y dejarles claro que al momento de iniciar su vida sexual lo deben hacer de una manera responsable, teniendo clara la protección contra enfermedades de transmisión sexual o un embarazo a temprana edad.

Con respecto a lo último se debe planificar con el acompañamiento médico, instruyendo el uso adecuado de métodos anticonceptivos y evitar su consumo por recomendación de otra persona de su edad o por información que encuentren en Internet.

¿Cómo acompañar la sexualidad en jóvenes?

A los jóvenes se les debe facilitar la información y prestación de servicios de anticoncepción si así lo requieren, no se trata de incitar a que a los jóvenes a que inicien una vida sexual, es dejarles claro, que si en algún momento lo requieren pueden acudir a los padres, cuidadores, profesores, padres de familia para tener respuestas seguras y certeras, tal como lo mencionan los derechos en salud sexual y reproductiva establecidos por la OMS.

Aunque el colegio tiene la responsabilidad de brindar una educación sexual eficiente, recuerden que el hogar siempre será la primera escuela en donde los niños, niñas y adolescentes aprenderán lo fundamental para la vida.

Autor: Natalia Restrepo – Practicante de Psicología UPB

Deja un comentario